domingo, 7 de abril de 2013

Los Siete Azotes del Llano y otros poemas llaneros

Niños llaneros desafiando los peligros de la sabana (archivo de Juanita Gutierrez)

Familia llanera






LOS 7 AZOTES DEL LLANO
(Antonio Sosa Mejías / Francisco Montoya)
 Fuente: Antonio Sosa Mejías, “La Voz Recia de Cojedes” (cantante)

Guuuuaaaaaytralalay
Pongan atención señores,
para que oigan algo bueno
en muchos sitios del Llano
en verano y en invierno
se encuentran siete nombrados
que azotan a los llaneros
habitan en las lagunas
en ríos, montes y esteros 
y en las épocas de verano
andan por sus correderos
causando asombro y sustos
al que se encuentra con ellos
estos son los cinco estados
que tiene el recelo de ellos
Guárico, Apure y Barinas
y hasta ciertos cojedeños
que pasan por esas tierras
llevándose sus recuerdos
y alante  de Portuguesa
sin verlos  le tienen  miedo
al Tigre ´e  Masaguarito
y al Gabán de Marcelo,
al Espanto del Troncón
que  ronda por esos medios,
el Caimán de Boca Brava
manda en los ríos apureños,
también el Tigre ´e Payara
el Silbón Portugueseño,
y el Gabán Cantador
se la echa ´e  faramallero.

Guuuuaaaaaytralalay
El Tigre ´e  Masaguarito
nunca borra sus recuerdos
anda en caza a toda hora
en los bancos de San Pedro
y el Gabán tiene por norma
de vivir en los esteros
divisando las muchachas
que van a los lavanderos
el Espanto del Troncón
por lo visto no  muy bueno
recorre todos los Llanos
asustando a los viajeros.
El Caimán de Boca Brava
siempre flota en los pesqueros
y les hace cacería
al ganao en  los bebederos.
El Silbón de Portuguesa
en sus correrías de invierno
se la pasa enmogotao
asustando a los parranderos
el famoso Tigre ´e  Payara
lo buscan pero con miedo
si saben que está en el monte
lo buscan por los esteros
y el Gabán Cantador
peligroso y altanero
según sus propias palabras
nadie le rasguña el cuero
y se robó una gabana
en su carro techo negro
y lo han visto por el Llano
montando en un burro en pelo.


EL TIGRE DE MASAGUARITO
(Ángel Custodio Loyola)
Fuente: Ángel Custodio Loyola (cantante)

Hablado:
Epa, mata al tigre,  Abelardo Velásquez.

Cantado:
Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
El Tigre ´e   Masaguarito
es un animal cebao
que se come cachilapos
y orejanos y herraos
anda, y herraos
toros, novillos y mautes,
becerros esmamantaos
solamente a Oso Palmero
ese tigre ha respetao
y como está luna adentro
muy cerca de la Boca El Vaho
y eso porque ese oso
el viento estaba cambiao
luego el rugío de los babos
y de chenchenos espantaos
hizo que Oso Palmero 
pata arriba haya quedao
y el Tigre ´e  Masaguarito
a quien yo lo haya respetao
por sus uñas que son un lido
al que agarran no ha soltao
tienen que morir con él
muy seco y acurrucao.

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Dijo Apolinar Hernández
allá en su casa acostao
cuando un berraco padrote
llegó todo ensangrentao
con catorce madrineras
sin un lechoncito al lao
dio un salto de su chinchorro
como un hombre trastornao
agarró su carabina 
y un machete amolao
fue casa ´e  Diego Cancines
y le conversó apurao,
anda, apurao
Cancines como nervioso
nadita le ha contestao
pero el campo de El Socorro
todos se han amontonao
salí con cincuenta perros
y de los más afamaos
Eleuterio con Juan Flores
eran los más apuraos
van por la costa también
dando pasos tongoneaos
“Vamos  a matá  ese tigre
que ya nos deja arruinaos”
 y el Tigre ´e  Masaguarito
todavía no lo han matao. 


EL ENTIERRO  DEL TRONCÓN
(Eligio Alvarado “El Diablo de Cojedes”)
 Fuente: Eligio Alvarado (cantante)

Aaaaaaaaa…
Señores pongan cuidado
oigan una explicación,
mi explicación,
parece que ya sacaron
el entierro del Troncón 
en la pata ´e  un saladillo
donde salía la visión
un caminante encontró
un pico y un cueverón
y por la forma del gueco
parecía que era un cajón
aquel espanto salía
una luz sin comparación
un llanero me contó
la forma en que le salió
un día venía de su casa
y pasó por El Troncón
y cuando llegó aquel sitio
se le espantaba el  potrón
un hombre vestío ´e blanco
delante se le paró
y a la vez un araguato
brincaba en la ramazón.

Aaaaaaaaa…
Se puso a pensar un rato
porque miedo no le dio,
 y ay, no le dio
y él sacó su escapulario
y luego se persignó
y sin pensarlo dos veces
al muerto le preguntó
para sacarlo de pena
ahí  cómo es que viene yo
él esperó la respuesta
y el muerto no se la dio
y obligando su montura
de una marca y  sillón
con la chícura y la pala
un grillete le abolló
y cuando empezó abollear
un nervio se le apuró
ahí miró un hombre trigueño
que al lado se le sentó
después le dio la tinaja
que rodaba y se paró
venía full de morocota
al mismo tiempo un cajón
El Espanto del Troncón
fue mucho al que le salió.

Poemas tomados del  texto: ANÁLISIS DE FIGURAS ESPECTRALES EN EL CORRÍO Y LEYENDAS DEL   CANTO LLANERO TRADICIONAL de Isaías Medina López, Duglas Moreno y Carlos Muñoz (Trabajo de Investigación aprobado en la UNELLEZ-VIPI)

6 comentarios:

YOSNEIDA TERAN AVILA dijo...

LOS SIETE AZOTES DEL LLANO, este contrapunteo que interpretan Antonio Sosa Mejía y Francisco Montoya, hacen que el imaginario popular, que las inquietudes, costumbres y los temores de la gente del llano cobren vida, hacen que sintamos en carne viva los misterios. . . misterios que se entrelazan con la realidad de forma tal que nos es imposible distinguir el uno del otro.

Dayannita dijo...

Es maravilloso ver, como hay a quienes se les desarrolla esa majestuosidad al escribir y antes de ello, llegar a ordenarlas en su mente y convertirlas en esas figuras retoricas que luego creara en el lector el efecto determinado que no es mas que las formas expresivas y así a contribuir a dotar su obra de un carácter particular que lo distinga del resto. ¡muy bueno, me gusta!

carmen daniel dijo...

LOS SIETE AZOTES DEL LLANO, es un relato popular del llanero, y como toda leyenda venezolana hacen que las inquietudes, costumbres y los temores de la gente se vean reales , dichas leyendas son literatura venezolana de suspenso y emoción, es importante no perder la tradición de contar estas historia

Geraldy Mora dijo...

LOS SIETE AZOTES DEL LLANO, relato de la popularidad llanera , hace que la imaginación popular , costumbres y temores de la gente que al escuchar estas historias hacen que las personas sientan como si lo que cuenta el relato, estuviese en la realidad de los misterios que ocurren en el llano.

Lumy M.Q dijo...

Pues maravillosos cada uno de los poemas -historias. No hay nada mejor que un pueblo con leyendascy sabiduria popular. Las cuentan de un modo que hacen que el lector viva las historias y crea que son posibles. muy buena seleccion

Maria Gabriela Leon Hernandez dijo...

Siendo niña escuchaba por la radio la historia del Silbón, me asustaba mucho, pero me encantaba. A mis hijos cuando eran pequeños les silbaba y les contaba la historia a mi manera. Leyendas de mi tierra. Cuanto extraño a mi país. Hermosos estos poemas. Un abrazo mi gente bella.